Venezuela crisis

Comunidad internacional critica “usurpación” de poderes en Venezuela

Infolatam/Efe
Caracas, 30 de marzo de 2017

Varios países e instituciones  internacionales “condenaron” este jueves la decisión de Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) de Venezuela de asumir las competencias del Parlamento debido a la persistencia del “desacato”, según el Poder Judicial.

Quizá el país que reaccionó más rápido y de forma más contundente fue Perú, cuyo Gobierno anunció el retiro definitivo de su embajador en Venezuela. “Frente a la gravedad de estos hechos, el Gobierno de Perú ha decidido retirar de manera definitiva a su embajador en la República Bolivariana de Venezuela“, informó el Ministerio de Relaciones Exteriores peruano en un comunicado. El propio presidente de Perú, Pedro Pablo Kuczynski, calificó de “inaceptable” la decisión del Tribunal Supremo de Venezuela, que  asumió las competencias del Legislativo de ese país.

Estados Unidos habló de “usurpar los poderes de la Asamblea Nacional elegida democráticamente”. Según el portavoz del Departamento de Estado, Mark Toner, “la ruptura de las normas democráticas y constitucionales daña en gran medida las instituciones democráticas de Venezuela y niega al pueblo venezolano el derecho de moldear el futuro de su país a través de sus representantes electos. Lo consideramos un grave revés para la democracia en Venezuela”.

El Gobierno brasileño consideró la decisión del Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) de Venezuela como una ruptura constitucional y convocó a todas las partes a la ponderación y el diálogo. “El Gobierno brasileño repudia la sentencia del Tribunal Superior de Justicia de Venezuela que retiró de la Asamblea Nacional sus prerrogativas, en una clara ruptura del orden constitucional”, se asegura un comunicado divulgado por el Ministerio de Relaciones Exteriores de Brasil.

El Gobierno de Colombia expresó  “profunda preocupación” por la decisión del Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) de Venezuela. Así lo aseguró la canciller colombiana, María Ángela Holguín, quien señaló que su país expresa “su profunda preocupación por la decisión del Tribunal Supremo” y destacó “la importancia del respeto por la separación de poderes”.

Asimimso, el canciller mexicano, Luis Videgaray, aseguró en Bogotá que su Gobierno está preocupado por lo que considera un “deterioro del orden democrático” en Venezuela luego de que el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) asumiera las competencias del Parlamento. “A México le preocupa de manera grave el deterioro del orden democrático en un país hermano como Venezuela“, dijo Videgaray.

Desde Chile, el exmandatario chileno y actual candidato presidencial Sebastián Piñera catalogó como un “golpe de Estado” la decisión. A través de su cuenta en Twitter, Piñera calificó lo sucedido como “un paso inaceptable hacia una dictadura”.

El secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, tachó de “autogolpe de Estado” la decisión del Tribunal Supremo de Venezuela de sustituir en sus funciones al Parlamento. “Aquello que hemos advertido lamentablemente se ha concretado”, sentenció Almagro en un comunicado.

Por su parte, la alta representante de la Unión Europea (UE) para la Política Exterior, Federica Mogherini, advirtió de que la decisión del Supremo venezolano de sustituir en sus funciones al Parlamento “pone en cuestión” los poderes constitucionales de la Asamblea Nacional y “restringe la inmunidad parlamentaria de sus miembros, que fueron democráticamente elegidos por el pueblo de Venezuela“.

 

 

Comentar esta noticia

*