Chile, elecciones

Chile: Lo que hay en juego en las elecciones locales

Infolatam
Madrid, 20 de octubre de 2016

Las claves

  • Este dominfo 23 de octubre Chile celebra elecciones locales pensando en las presidenciales de 2017

(Infolatam, por Rogelio Núñez)-. Chile celebra este domingo 23 de octubre elecciones locales que tienen una importancia especial para comprobar tres aspectos de la actual situación política y sus repercusiones en el futuro: el grado de desafección de la ciudadanía sobre la política y la fortaleza o debilidad de la coalición oficialista (Nueva Mayoría) y del principal grupo de la oposición (Chile Vamos).

Si bien las elecciones locales suelen tener características y motivaciones diferentes a unas generales, esta cita ante las urnas es una especie de primer test para valorar como llegan los partidos y las coaliciones a la ya casi inminente precampañas para las presidenciales de finales de 2017.

La sensación es que va a haber una alta abstención y que los resultados van a dejar a la coalición Nueva Mayoría tocada pero no hundida, mientras que la oposición (Chile Vamos) va a avanzar pero sin que sus triunfos sean decisivos para colocarla como favorita para las presidenciales.

1-. El temor a la abstención

El primer tema que va a ser tenido en cuenta es el de la abstención como sinónimo de desafección y rechazo hacia los partidos y la política.

Las cifras muestran un país desencantado con sus dirigentes y su clase política. El apoyo a Michelle Bachelet ronda el 25% y según la última encuesta del Centro de Estudios Públicos (CEP) un 50% cree que la mayoría de los políticos están involucrados en casos de corrupción y la adhesión a las dos principales coaliciones políticas es escasa: un 8% apoya a la Nueva Mayoría (centroizquierda) y un 10% a la centroderechista Chile Vamos.

bacheletUna abstención que además puede ser alta por errores en el sistema de empadronamiento que han provocado que la presidenta de Chile haya tenido personalmente que apelar a sus compatriotas a participar en los comicios municipales del próximo 23 de octubre, a pesar de los errores en el padrón electoral, que han afectado a cerca de medio millón de votantes.

“Es súper importante que la gente vote”, dijo Bachelet en una entrevista con la radio Oasis. Por un error en el sistema del Registro Civil, unas 485.000 personas, equivalentes a cerca del 3,0 % del padrón, fueron cambiadas automáticamente de domicilio electoral y deberían votar no en sus propios municipios sino en otros, algunos de ellos correspondientes a otras regiones o ciudades.

Aunque los errores se conocieron hace ya algunos años, ni el mencionado organismo ni el Servicio Electoral (Servel), que administra el padrón electoral, hicieron algo para solucionarlos y se han limitado hasta ahora a achacarse mutuamente la responsabilidad del problema. Bachelet desdramatizó la situación, que provocó que muchas personas ni siquiera estén informadas del lugar en que deben votar, y consideró que “es bien curioso el tema”.

“El llamado es que busquen dónde le toca, revisar si sufriste o no el cambio, es fácil. Es cosa de meter el rut (número de identidad)” en el sitio del Servel, dijo Bachelet. “Yo de hecho lo hice, así que es bien fácil”, dijo en relación con el problema creado.

Este error ha sido aprovechado por la oposición y por los presidenciables de Chile Vamos para tratar de debilitar al gobierno pensando ya en las elecciones d dentro de un año en las que se decidirá el no,abre del próximo inquilino de La Moneda. “Se requiere un buen Gobierno para que las cosas salgan bien. Uno de los principales problemas que tenemos hoy es que tenemos un mal Gobierno que no está haciendo las cosas bien y por eso la inmensa mayoría de los chilenos siente que vamos por mal camino, y la inmensa mayoría quiere recuperar la senada del progreso y del bienestar para todos los chilenos”, ha sido las palabras de Sebastián Piñera.

2-. Trampolín para las presidenciales en el centroderecha

Se diga o no se diga, sea o no sea cierto, la verdad es que las elecciones locales son una especie de trampolín para las presidenciales. Por eso, declaraciones como las del senador Francisco Chahuán (de Renovación Nacional) desvelan lo mucho que se esconde detrás de estos comicios: “Chile Vamos va a reducir la brecha de fotos con la coalición oficialista, pero no le va a ganar. Como eso no va a ocurrir, la sensación térmica del país es que la coalición oficialista va a tener un segundo respiro y en Chile Vamos comenzarán los nerviosismos… No me cabe duda que tocarán las puertas de Apoquindo 3000 (donde se ubica la oficina de Sebastián Piñera) u otra dirección para proclamar un candidato sin hacer la discusión de fondo, que es qué Chile queremos construir por los próximos 20 o 30 años”.

En el centroderecha (Chile Vamos) la idea es adelantar los tiempos electorales y poner en marcha la maquinaria una vez pasen los comicios locales y aprovechando lo que creen que van a ser éxitos de la coalición opositora.

La idea es que, luego de las municipales del 23 de octubre, Chile Vamos mandará una “carta-invitación” a todos los eventuales abanderados del sector, conminándolos a participar en las primarias del bloque. Con esto, se busca precipitar un pronunciamiento del ex Presidente.

lagos piñera chileLa propuesta incluiría al favorito para ser presidenciable, Sebastián Piñera, pero también a los rebeldes: el senador ex RN Manuel José Ossandón y el diputado ex UDI José Antonio Kast quienes amenazan con llegar a una primera vuelta presidencial. El objetivo es celebrar lo antes posible unas primarias en las que podrían estar también el senador Francisco Chahuán quien ya es el primer pre candidato inscrito de RN y el senador Alberto Espina

“La carrera presidencial se adelantó por la falta de liderazgo de la Presidenta (Michelle) Bachelet y surgen candidatos dentro de la Nueva Mayoría y eso evidentemente altera los planes. Creo que se adelantó marzo, que era el plazo que tienen los candidatos de nuestro sector para levantar su aceptación de ser o no candidato. Más allá del cronograma que los partidos hemos diseñado, creo que es conveniente que los candidatos, cualquiera que sea, empiecen a revisar el adelantar su disposicón a ser candidato presidencial”, ha dicho el presidente de RN, Cristián Monckeberg.

En realidad, en Chile Vamos todo está a expensas de la decisión que tome Sebastián Piñera de ser o no candidato. “Si Piñera no adelanta su decisión, la centroderecha no se podrá ordenar. Es bueno que él ordene nuestro sector y sepamos bien quiénes van a competir, cómo ir tomando decisiones y ponernos a trabajar en el programa de gobierno. Me parece insólito que la competencia sea entre quienes queremos ser candidatos y no entre quienes están redactando nuestro programa de gobierno. Entonces, vamos avanzando en este tema en el orden que corresponde”, apunta Alberto Espina.

Las encuestas le son favorables: Un 36% cree que Sebastián Piñera será el próximo presidente de Chile, según los resultados de la última encuesta Cadem. Según la misma medición, la diferencia es significativa frente a Ricardo Lagos, que obtuvo un 12% de las preferencias y Alejandro Guillier, con un 8%.

Pero el que fuera presidente entre 2010 y 2014 pide calma: “Yo, realmente, creo que marzo es una muy buena fecha, así que a todos los muchachos que están en este tema yo les digo que se calmen, que se tranquilicen, que va a haber todo el tiempo del mundo, a partir de marzo, para que se desarrollen, en plenitud, todas las candidaturas presidenciales”.

3-. Nueva Mayoría, herida, entre lo nuevo (Guillier) y lo ya conocido (Lagos)

El oficialismo llega muy tocado a estas elecciones y aspira a no profundizar su actual estado de postración. Y eso pasa por lograr algunas victorias emblemáticas aunque todo indica que Chile Vamos queda conseguir avances importantes en el país.

Los ojos del oficialismo están puestos en Carolina Tohá (PPD), favorita para imponerse a Felipe Alessandri (RN) en la capital, en Santiago. También en Helia Molina (PPD) que apunta para llevarse la comuna de Ñuñoa así como Fredy Campusano en Maipú, Álvaro Ortiz (DC) en Concepción y Josefa Errázuriz quien podría derrotar a a Evelyn Matthei (UDI) en Providencia.

Si el oficialismo sale reforzado podrá encarar con mejores perspectivas unas elecciones presidenciales en las que el duelo en su interior va a estar en si Nueva Mayoría apuesta por el viejo conocido (Ricardo Lagos) o lo nuevo por conocer (Alejandro Guillier). La coalición está partida entre quienes respaldan al expresidente (el Partido Socialista y la mayoría del PPD) y quienes se inclinan por el senador (el Partido Radical).

Los otros componentes basculan. La DC duda entre tener candidato propio, apoyar a Alejandro Guillier o a ese viejo compañero de viaje que es Lagos. Algo sectores del PPD se han situado claramente contra Lagos y a favor de renovar la coalición.

En este contexto, la importancia de las municipales no es pequeña como el propio Guillier reconoce: “Si nos va mal en las municipales no va a haber ni siquiera preocupación de quien será candidato presidencial porque no va a haber opción, existirá una dispersión”.

 

Comentar esta noticia

*