Argentina sindicalismo

Argentina: sindicatos opositores prometen “más lucha” en marcha contra Gobierno

Infolatam/Efe
Buenos Aires, 19 de diciembre de 2012

Las claves

  • Los sindicatos reclaman al Gobierno que aumente el mínimo salarial a partir del cual aplica el impuesto a las ganancias sobre los ingresos de los trabajadores.
  • En el acto Moyano acusó al Gobierno de Fernández de aplicar recetas de ajuste "más ortodoxas" propias "del Fondo Monetario Internacional".

Los sectores opositores al Gobierno argentino dentro de las dos centrales obreras del país prometieron seguir con su “lucha” si el Ejecutivo no escucha los reclamos de los trabajadores, expresados en una marcha sindical a la Plaza de Mayo de Buenos Aires este miércoles.

Los sindicatos enfrentados al Gobierno se concentraron en ese paseo, a las puertas de la sede del Ejecutivo argentino, donde montaron un acto con fuertes reclamos a la presidenta Cristina Fernández.

La protesta fue convocada por Hugo Moyano, líder del ala de la Confederación General del Trabajo (CGT) enfrentada al Gobierno de Fernández, y por Pablo Micheli, quien conduce el sector no oficialista de la Central de Trabajadores de Argentina (CTA), tras una huelga realizada por estos dos sectores el pasado 20 de noviembre.

“Esto no es contra ningún gobierno ni contra nadie. Esto es en defensa propia. Lo hacemos en defensa de nuestros intereses y no nos van a sacar de la calle hasta que no haya diálogo serio”, dijo Micheli en el acto.

Los sindicatos reclaman al Gobierno que aumente el mínimo salarial a partir del cual aplica el impuesto a las ganancias sobre los ingresos de los trabajadores.

También exigen un “aumento de emergencia” para los jubilados, cuyo ingreso mínimo es de 1.880 pesos (384 dólares) mensuales, y elevar el salario mínimo a 5.000 pesos (1.022 dólares).

Asimismo, piden que el Estado gire a las obras sociales manejadas por los sindicatos cerca de 20.000 millones de pesos (unos 4.089 millones de dólares) retenidos a los trabajadores de sus salarios para gastos de salud.

Micheli aseguró que los sindicatos están predispuestos “a discutir los problemas, pero no a hacerlo arrodillados”.

“Si no hay respuesta, va a haber más lucha. Si no hay salario digno, va a haber más paro (huelga)”, advirtió.

Por su parte, en el acto Moyano acusó al Gobierno de Fernández de aplicar recetas de ajuste “más ortodoxas” propias “del Fondo Monetario Internacional”.

“Presidenta, ocúpese de la inflación que carcome a los argentinos”, le reclamó el dirigente a Fernández.

Moyano, antiguo aliado del kirchnerismo, dijo que “si no alcanza la lucha gremial, las marchas o los paros, la lucha hay que llevarla al plano político”.

En este sentido, el líder de la CGT opositora sostuvo que los trabajadores tienen la oportunidad de hacer escuchar su voz en las urnas cuando el próximo año se celebren elecciones legislativas en Argentina.

La marcha de este miércoles contó con la adhesión de pequeños y medianos agricultores, estudiantes universitarios, organizaciones sociales y algunas fuerzas políticas de oposición.

Comentar esta noticia

 

Cambiar a versión móvil