Ecuador Petrobrás

Ecuador pagará 217 millones de dólares a brasileña Petrobras por activos

Reuters
Quito, 1 mayo 2012

Las claves

  • Petrobras abandonó Ecuador en el 2010 por un desacuerdo con el presidente Rafael Correa para pasar de un contrato de participación a uno de prestación de servicios, por lo que decidió finalizar el acuerdo de operación del bloque 18 en la selva ecuatoriana.
  • El Gobierno ha negociado con la petrolera el monto de la liquidación que le correspondía, en medio de amenazas de Petrobras de presentar una demanda en contra del Estado ecuatoriano.

Ecuador  acordó pagar unos 217 millones de dólares a la petrolera brasileña Petrobras por los activos que desarrolló cuando operó uno de los mayores bloques petroleros del país andino. Petrobras abandonó Ecuador en el 2010 por un desacuerdo con el presidente Rafael Correa para pasar de un contrato de participación a uno de prestación de servicios, por lo que decidió finalizar el acuerdo de operación del bloque 18 en la selva ecuatoriana.

Desde entonces el Gobierno ha negociado con la petrolera el monto de la liquidación que le correspondía, en medio de amenazas de Petrobras de presentar una demanda en contra del Estado ecuatoriano.

“Hemos llegado a un acuerdo sobre el monto y la forma de pago con Petrobras que se podrá concretar en las próximas semanas”, dijo el ministro de Recursos Naturales No Renovables, Wilson Pástor, durante la firma de acuerdos para la explotación de tres campos marginales para producir unos 15.000 barriles diarios (bpd).

“Estamos hablando de un monto de 217 millones de dólares pagables en dos cuotas anuales”, agregó el funcionario, al señalar que falta acordar detalles tributarios, que no alterarían el acordado entre las partes.

Durante la negociación, el Gobierno ecuatoriano ofrecía montos menores a la petrolera por sus activos en el país.  El campo que era operado por Petrobras paso a manos de la estatal Petroamazonas.

Con la renegociación de los contratos hace dos años, el socio más pequeño de la OPEP ha logrado aumentar sus ingresos petroleros, garantizar inversiones de las firmas privadas y elevar la producción, según las autoridades locales.

Ecuador también espera en mayo finiquitar la negociación pendiente que impulsa con la minera canadiense Kinross para la explotación del proyecto aurífero Fruta del Norte.

Las conversaciones se han dilatado por desacuerdos de la minera en los términos económicos de la propuesta, por lo que se abrió la posibilidad de que no se firme el millonario convenio.

“Con Kinross esperemos que en el mes de mayo habremos llegado a un acuerdo o caso contrario no habrá acuerdo y tendremos que hacer el proceso de reversión de ese contrato”, dijo Pástor.

Aunque el país podría convocar a una licitación para que una firma extranjera estatal se asocie con la minera local y exploten el yacimiento.

A inicios de año, Ecuador suscribió un acuerdo con la minera china Ecuacorriente para el desarrollo del proyecto de cobre Mirador y está en negociación con otras firmas para proyectos clave, que ubicarían al país andino como un jugador importante del mercado de minerales.

Comentar esta noticia

 

Cambiar a versión móvil