YPF: Kafka sobrevive en Argentina

Infolatam
Madrid, 12 abril 2012
Por Federico Ysart

La presidenta argentina, Cristina Fernández de Kirchner, tiene en YPF su judío expiatorio. La pretendida resurrección de la guerra de las Malvinas no ha sido suficiente para acallar las denuncias por corrupción que alcanzan hasta el vicepresidente Boudou. Tampoco ha moderado el fuego amigo que asola las filas del kirchnerismo. Su gobierno manipula los resortes del poder judicial, la fiscalía, la prensa independiente y cuanto se ponga por medio en el ejercicio de un poder sin alternativa, hasta su sindicalismo. Ahora da el paso para hacerse con el control de YPF, la primera empresa del Cono Sur.

El objetivo es claro: el controlador de la antigua Yacimientos Petrolíferos Fiscales (YPF) es extranjero, la española Repsol; el país tiene un déficit fiscal y energético que ensombrece su crecimiento espectacular, y la seguridad jurídica nunca ha sido uno de sus atributos más reconocidos.

Desde el mes de febrero, el gobierno de Cristina Fernández ha venido aplicándose a la tarea de depreciar el valor de la compañía para hacerse con el control del tercer yacimiento mundial de hidrocarburos, el de Vaca Muerta, con unas reservas estimadas en 250.500 millones de dólares, y con la explotación integral de sus recursos.

El ministerio de Planificación Federal, Inversión Pública y Servicios comenzó suspendiendo con efectos retroactivos, un Programa de Petróleo y Refino el día 3. Veinte días después, un insólito acuerdo de la Comisión Nacional de Valores declaraba irregular e ineficaces los acuerdos adoptados por el Directorio (Consejo) de la compañía, por no haber autorizado la presencia en su sesión de dos altos funcionarios, el secretario de Energía y el viceministro de Economía, que pretendía introducir Roberto Baratta, consejero representante del Estado.

Y desde el 1 de marzo hasta hoy, la provincia de Chubut, seguida el día 2 por la de Santa Cruz, inició el rosario de cancelaciones de las concesiones para explotar los pozos. Consecuencia directa: la acción de YPF ha bajado un 51% en lo que va de año -su valor en bolsa no pasa de los 8.300 millones de dólares-, lo que abarata sustancialmente la compra por parte del Estado del 50,11% que pretende alegando “interés público” para evitar el lanzamiento de una OPA por la totalidad del capital.

Según el proyecto de ley expropiador, el Estado quiere hacerse con las acciones que controla el grupo de Enrique Eskenazy, un 25,46% del total de YPF y prácticamente la mitad de las que posee Repsol, que del 57,43% quedaría en un 32,9%.

Este insólito golpe de mano sólo es comprensible en la Argentina peronista, cada vez más próxima a sus amigos bolivarianos. Y está por ver hasta dónde el proclamado “interés público” es suficiente para acallar a los intereses minoritarios residentes en la bolsa del Nueva York. La advertencia hecha por el Gobierno español tendrá virtualidad en la medida en que Repsol considere hostil la toma de su posición de control; es decir, del precio. En cualquier caso, es la primera vez que el Gobierno de España procede con contundencia en defensa de los intereses de un nacional.

3 comentarios a “YPF: Kafka sobrevive en Argentina”

  1. Esa posición normalñ dijo:

    .Sin duda, si aquí en España se luchara mas con las multinacionales de todo tipo y que han arruinado a muchos cientos de miles de españoles, otro gallo nos cantaría, no me imagino a Rajoy y al PP en plan de antiguos conquistadores “tomando represalias” que piensan, además ahora que estamos “intervenidos”.

    Y menos, si luego le viene por detrás Brasil y otros tomando sus decisiones y diciéndoles ¿Queréis represalias, en serio…? Porque os la veréis conmigo los bancos, telefónicas, etc…” O sea, como este gobierno se ponga gallito se nos puede echar de toda Iberoamérica, encima. Y lo más revelador es que pueden hacerlo, es mas, si no explotamos menos y compartimos mas estarían en su derecho.

    Además, de que vale amenazar y decir de represaliar a alguien, empresa o un país por defender sus intereses y derechos, no es de recibo y así se ha visto ¿Cómo se llama eso o a que se parece? Sin duda, MAFIA POLÍTICA

    Al fin lo que ha pasado, parece que es a lo que han conducido las amenazas al señor Soria. ¿No quería caldo? Pues van tres tazas y media, la Bolsa le recetará para que se cure su gripe plañidera y política.

  2. Ni Kafka, ni Nelson... dijo:

    Sin duda, si aquí en España se luchara mas contra muchas de las multinacionales de todo tipo y que nos han colonizado o “chupan nuestra sangre” y arruinado a muchos cientos de miles de españoles, otro gallo nos cantaría, no me imagino a Rajoy y al PP en plan de antiguos conquistadores “tomando represalias” que piensan, además ahora que estamos “intervenidos”.

    Y menos, si luego le viene por detrás Brasil y otros tomando sus decisiones y diciéndoles ¿Queréis represalias, en serio…? Porque os la veréis conmigo los bancos, telefónicas, etc…”

    O sea, como este gobierno se ponga gallito se nos puede echar de toda Iberoamérica, encima. Y lo más revelador es que pueden hacerlo, es más, si no explotamos menos y compartimos mas estarían en su derecho.

    Además, de que vale amenazar y decir de represaliar a alguien, empresa o un país por defender sus intereses y derechos, no es de recibo y así se ha visto ¿Cómo se llaman esas prácticas o a que se parece? Sin duda, MAFIA POLÍTICA

    Al fin lo que ha pasado, o parece que va a ser, es a lo que han conducido las amenazas al señor Soria. ¿No quería caldo? Pues van tres tazas y media, la Bolsa le recetará para que se cure su gripe plañidera y política.

  3. ¡Miren bien! dijo:

    Vamos a ver, no se puede juzgar de lo que no se sabe y sin tener la letra pequeña, yo menos, podemos opinar pero con sentido común. Toda Nación y su gobierno es soberano, mas cuando hace concesiones extranjeras o nacionales de inversión, etc., son con arreglo a sus leyes y unos limites o garantías a la Nación y cláusulas que hay que cumplir, parece que en varios estados o provincias no se han cumplido, y el Gobierno está en su derecho de hacer valer el contrato y sus leyes, por que tiene la jurisdicción territorial ¡No se puede imponer normas y leyes a otros en su casa -aunque por desgracia a diario pasa y se abusa de la prepotencia- y menos si nos consideramos demócratas!

    Todo lo demás que finalmente pueda suceder y se pueda presagiar, no ha sucedido todavía, y si parece que ha sucedido o se ha denunciado y suspendido en parte el contrato, tendrán que ver unos y otros si lo que se achacan es fehaciente, ver si se puede alcanzar acuerdos o volver a salvar el proyecto, pero ante todo lo primero es la Nación y después el interés económico privado, por muy grande o internacional que sea, esto no quiere decir que no tenga derechos el inversor y en su caso se derivaran y habrá la correspondiente indemnización.

Comentar esta noticia

 

Cambiar a versión móvil