Ibedrola gana un 25,7% más hasta septiembre y compra empresas eólicas en EEUU

Ignacio Sánchez Galán, presidente de Iberdrola que tuvo un beneficio neto de 25,7% hasta los 1.236,4 millones de euros.

Infolatam
Madrid, 18 de octubre 2006

Iberdrola, la segunda eléctrica española, obtuvo un beneficio neto de 1.236,4 millones de euros en los nueve primeros meses del año, un 25,7 por ciento más que en el mismo periodo de 2005, en línea con los objetivos de su plan estratégico. La producción de energía eléctrica en Latinoamérica ascendió a 16.743 millones de kilovatios/hora, un 14,3 por ciento más.Iberdrola cuenta con una potencia operativa de 2.693 megavatios en México, y gestiona en Brasil una capacidad de 1.063 megavatios.

El incremento de los resultados se debe, sobre todo, a la evolución positiva del negocio internacional y del área de energías renovables, que se ha visto reforzada con la compra, anunciada hoy, de dos empresas eólicas en Estados Unidos.Las acciones de Iberdrola, en cuyo capital participa desde finales de septiembre la constructora ACS, subían un 0,78 por ciento este mediodía.

El beneficio bruto de explotación (EBITDA) de la compañía aumentó un 22,6 por ciento entre enero y septiembre, hasta 2.934,9 millones, mientras que el resultado neto de explotación (EBIT) se incrementó un 21,5 por ciento y se situó en 1.997 millones.Por el contrario, la cifra de ingresos se redujo un 3,4 por ciento, hasta 8.152,7 millones, por la menor aportación del negocio energético en España.

El Negocio Energético Nacional aportó un EBITDA de 2.177,3 millones, un 26,5 por ciento más, mientras que los ingresos descendieron un 11,2 por ciento, hasta 5.423 millones.

Las causas de este descenso fueron las menores ventas en la actividad de comercialización y la aplicación del Real Decreto-Ley 3/2006, que obliga a las generadoras y distribuidoras del mismo grupo a intercambiar la energía mediante contratos bilaterales a un precio fijo de 42,35 euros por megavatio/hora.

Este Real Decreto-Ley permite descontar de la retribución de las eléctricas el valor de los derechos de emisión asignados gratuitamente por la Administración y consignados como costes.

Iberdrola calcula que el impacto de la aplicación de esta norma asciende a 522 millones de euros: 153 millones por la aplicación de los contratos bilaterales, 167 millones por la desviación entre el coste real y el contabilizado en la actividad de distribución y 202 millones por la reintegración de los derechos de emisión consignados como costes.

De acuerdo con la interpretación de Iberdrola, el valor de los derechos de emisión a reintegrar por el conjunto de las eléctricas asciende a 1.370 millones. Dentro del capítulo nacional, el área de energías renovables alcanzó un EBITDA de 410,1 millones, lo que supone un incremento del 42,5 por ciento.

En el Negocio Energético Internacional, el EBITDA creció un 35,1 por ciento, hasta 501,3 millones de euros, mientras que la cifra de ingresos ascendió a 1.668,9 millones, con un incremento del 20,2 por ciento.

La producción de energía eléctrica en Latinoamérica ascendió a 16.743 millones de kilovatios/hora, un 14,3 por ciento más. Iberdrola cuenta con una potencia operativa de 2.693 megavatios en México, y gestiona en Brasil una capacidad de 1.063 megavatios.

Los negocios no energéticos, entre ellos el inmobiliario y el de ingeniería y servicios, aportaron un EBITDA de 256,3 millones, un 15 por ciento menos que en 2005, y unos ingresos de 1.060 millones, un 12 por ciento más.

La deuda financiera neta al cierre de septiembre se situaba en 14.325 millones, con un apalancamiento (relación entre deuda y fondos propios) del 58,6 por ciento.

Coincidiendo con la presentación de resultados, Iberdrola anunció hoy la compra de la compañía estadounidense MREC Partners y de su participada Midwest Renewable Energy Projects por un importe superior a los 30 millones de euros. Ambas tienen su sede en Joice (Iowa) y operan en el sector eólico. Con esta operación la compañía refuerza su expansión en el mercado eólico de Estados Unidos.

La empresa española prevé invertir 2.000 millones de dólares (unos 1.600 millones de euros) hasta 2011 para desarrollar la cartera de proyectos de las dos sociedades adquiridas, que asciende a 1.600 megavatios repartidos en varias zonas del Medio Oeste. De esta potencia, 400 megavatios se encuentran en avanzado estado de desarrollo y 1.200 megavatios en las fases iniciales de estudio y con elevadas probabilidades de autorización.

Comentar esta noticia

 

Cambiar a versión móvil