Mapfre entra en Ecuador y mantiene expansion en América Latina

El primer grupo asegurador español, Mapfre, quiere 'racionalizar' la estructura de su negocio en España para reducir costes y evitar 'duplicidades' entre las distintas unidades, mientras que, en el exterior, estudia desembarcar en Ecuador, dentro de su estrategia de expansión en América Latina.

Las claves

  • Mapfre opera en una decena de países latinoamericanos, en los que pretende seguir incrementando su presencia con la apertura en 2006 de cerca de 400 nuevas oficinas, más de una al día.
  • Los ingresos totales de Mapfre serán de 13.238 millones, en comparación con los 12.484,9 millones conseguidos en 2005.

El presidente del grupo, José Manuel Martínez, señaló hoy durante la Asamblea General de Mapfre Mutualidad -la cabecera del grupo- que se ha creado una Comisión Ejecutiva que estudiará y podrá aplicar o proponer, según los casos, medidas en el negocio de particulares.

También se ha formado un Comité que se dedicará a evaluar el negocio de empresas y analizar 'medidas de coordinación' en dicha línea.

A concluir la Asamblea, Martínez también confirmó que la multinacional estudia su entrada para este mismo año en Ecuador, donde planea abrir una oficina.

En la actualidad, Mapfre opera en una decena de países latinoamericanos, en los que pretende seguir incrementando su presencia con la apertura en 2006 de cerca de 400 nuevas oficinas, más de una al día.

Martínez hizo hincapié en que el aumento de la dimensión de Mapfre se basará en primer término en el crecimiento orgánico, aunque insistió en que el grupo seguirá con un ojo puesto en posibles adquisiciones, 'con especial orientación a España, Europa y aquellos países de Iberoamérica donde aún no tenemos una dimensión adecuada'.

Para potenciar el crecimiento del grupo fuera de España se ha creado una nueva unidad, Mapfre Internacional, que empezará a operar en seguro directo en varios países de Europa y que incrementará la presencia en EEUU.

El presidente del grupo confirmó sus previsiones de resultados para 2006, ejercicio en el que superará por primera vez los 1.000 millones de beneficio bruto, frente a los 872 millones logrados en el ejercicio pasado.

Ya en el mes de enero, el beneficio antes de impuestos ascendió a 94 millones de euros pese a la 'enorme competencia del sector', mientras que los ingresos por primas se colocaron en 1.588 millones, lo que suponen crecimientos interanuales del 15 por ciento en ambas variables.

Según sus estimaciones, los ingresos totales se colocarán al finalizar este año en 13.238 millones, en comparación con los 12.484,9 millones conseguidos en 2005.

De esa cantidad, unos 11.200 millones procederán de ingresos por primas, frente al récord de 10.110 millones logrados este año, que han superado la meta que se había marcado la aseguradora.

El presidente de Mapfre insistió en que 'también es importante para el futuro de la compañía' la potenciación de las actividades inmobiliarias, lo que se traducirá en una inversión en suelo de 300 millones de euros por parte de Mapfre Inmuebles en los próximos años y en un fuerte aumento de las promociones.

En total, en los próximos cinco años, la filial destinará 900 millones de euros al plan de promociones, que contempla la construcción de 2.500 viviendas.

Martínez también confirmó que su compañía 'está haciendo sus deberes' en el campo de la dependencia y ya tiene diseñada una línea de posibles productos.

Por su parte, el director general de Mapfre Mutualidad, Antonio Huertas, consideró hoy un error la 'voraz guerra de precios' en la que se ha embarcado el sector para captar nuevos clientes y sostuvo que esa política pasará factura en dos años a las compañías que han optado por ello, que deberán elevar los precios.

Comentar esta noticia

 

Cambiar a versión móvil